Recetas

Berenjenas con granada

03defi

Nunca estaré lo suficientemente agradecida a la persona que acabó por decidirme a la compra de “El Gourmet Vegetariano” del famosísimo chef de origen israelí, y afincado en Londres, Yotam Ottolenghi.

Es un libro redondo, perfecto, equilibrado, vegetariano sin tonterías… sin monsergas, sencillo y nada excluyente.

No es nuevo, pero sigue siendo para mi fuente inagotable de inspiración y consulta. Después de este vinieron otros escritos o co-escritos por el mismo autor, y siempre es un acierto. Siempre.

Un buen libro de cocina debe ser real, y con esto me refiero tanto a que las recetas funcionen a la primera, que sean entendibles hasta el punto de que te salga tal como te enseña la fotografía que acompaña a las explicaciones, como que te de alas para volar, te inspire a interpretar a través de sus páginas hasta encontrar tu propia versión de lo que has aprendido.

La cocina no es rigidez, quizás un poco más la repostería, pero la cocina está más relacionada con la intuición. Por eso un buen libro de cocina, de los que te llevan a soltarte un poco entre tus cacerolas es una buenísima inversión para seguir trabajando en aquello de encontrar un poco de felicidad y repartirla con los que nos rodean, con los que queremos tanto que no nos molesta meternos en la cocina un buen rato para que se lo coman en diez minutos. Amor en un plato, eso es.

Hoy traigo una de mis recetas favoritas del libro de Ottolenghi, con un pequeño, pequeñísimo añadido de mi cosecha. Os pongo las dos versiones para que hagáis la que queráis.

01defi

Por Tamar Meneses/QUEENENSALADA

Ingredientes para 2 personas:

4 berenjenas finas, o 2 gruesas

1 granada pelada y desgranada

4 cucharadas de aove

1 cucharadita de zaatar (hablamos de esta mezcla de especias hace ya unas recetas atrás)

Tomillo, si es posible fresco

100 gr. de yogur griego

1 diente de ajo

Sal

Opcional:

Zumo de ½ limón

1 cucharada de tahina

Precalienta el horno a 200ºC.

Abre las berenjenas por la mitad y márcalas con un cuchillo pero sin atravesar la piel. Disponlas en una fuente de horno con la piel hacia abajo y riégalas con casi todo el aceite que hemos dispuesto.

Esparce por encima las hojas de tomillo y sal.  Mételas en el horno entre 35 y 40 minutos. Cuando estén tiernas retirar del horno y dejar que se atemperen.

Mientras tanto hemos ido haciendo la salsa.

Machacar un diente de ajo pequeño, añadir una pizca de sal. Mezclar con el yogur y un poquito de aceite.

O bien… mi opción….

Machaca el diente de ajo, añade la sal y un buen chorreón de limón, añade la tahina y remueve hasta que ligue bien toda la mezcla, que quede como una crema. Añade el yogur y vuelve a remover bien.

Ahora dispón la salsa encima de las berenjenas asadas, espolvorea con zaatar (si no tienes puedes poner un poco más de tomillo fresco) y los granos de granada por encima.

Es pensarlo nada más y se me hace la boca agua. Literalmente.

tamar

Conscientemente mediterránea y más castiza de lo que me gusta reconocer. Adoro el buen vino, y si no existiera el jamón ibérico, sería vegetariana.
Procuro tener siempre flores y caminar por la parte soleada de la calle.
Vivo con una curiosidad sana por casi todo.
No concibo la vida sin compartirla con animales.
Tranquila. Imaginativa. Realista.
No soy de lágrima fácil, tampoco de abrazo.
Me esfuerzo en ser viajera, no turista. Odio el trayecto.
Con la báscula y el despertador firmé hace tiempo un armisticio.
Amiga de lo sencillo. Enemiga del triste, del gris, del tibio.
Habladora, observadora, no me gusta nadar y guardar la ropa.
No soy perfeccionista, pero me gusta hacer lo correcto.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *